Conoce y Maneja el Trastorno Obsesivo Compulsivo

El Trastorno Obsesivo Compulsivo, era considerado hasta hace algunos años como una enfermedad que debía tratarse psicologicamente. Además era considerada como una enfermedad rara y que no tenia solución. Pero en los últimos tiempos, se ha detectado que su aparición ha ido creciendo y ya ya se considera como un estado que puede tratarse.

Este tipo de trastorno, presenta síntomas claros como los siguientes:

  • Obsesiones: Son pensamientos e ideas que empiezan a hacerse presentes en la mente del paciente y que muchas veces son traídos voluntariamente. Si no son verdaderos, se empiezan a tomar como ciertos, creandose historias y experiencias que no han sucedido.
  • Compulsiones: Es la repetición espontanea de eventos, actos o pensamientos, que en este caso refuerzan las ideas y obsesiones que crea el paciente. Con ayuda de la repetición llegan a ser parte de la vida de la persona que lo sufre.

No se ha podido establecer a ciencia cierta cual es la causa real de este tipo de trastorno. Científicamente se ha llegado a hablar que es la falencia o disminución de seratonina, quien es encargada de trasmitir la corriente nerviosa que maneja los estímulos y las reacciones del individuo.

Síntomas del Trastorno Obsesivo Compulsivo

Trastorno Obsesivo Compulsivo
Trastorno Obsesivo Compulsivo

Como hemos hablado en otras parte de nuestro sitio, es fundamental conocer los síntomas que se presentan con este tipo de trastorno. Esto nos da posibilidad de manejarlos y curarlos en muchos casos.

Obsesiones más frecuentes.

Podemos describir algunas de las obsesiones más presentes en personas que padecen este estado, pero aclaramos que no son las únicas y cada individuo puede tener síntomas propios. Esto puede tomarse como una base para detectar el síndrome.

  • Temor a entrar  en contacto con alguna sustancia o agente contaminante
  • Temor a causar momentos de dolor a otras personas
  • Tomar ideas y creencias de una manera excesiva a tal punto, que siempre que se toquen estos temas, se tergiverse la conversación y se lleve a confrontamientos peligrosos con otras personas
  • Aumento de necesidad de confesar o expresar culpabilidad de sus acciones.

Compulsiones más presentadas.

Son rutinas que por su excesiva realización ya se convierten en temas de conflicto.

  • Realizar una actividad o tarea, hasta que el individuo crea que ahora si se hizo bien
  • Tomar y vivir una vida de acumulación. Se piensa que todo en algún momento va a volver a servir. Se siente cierta seguridad al tener cosas materiales.
  • Una necesidad recurrente de estarse limpiando o lavandose las manos. Es decir, limpieza excesiva

Tipos de Trastorno Obsesivo Compulsivo

Los expertos han clasificado en 8 tipos, las diferentes clases de trastorno que se presentan. A continuación las explicamos brevemente.

Tipo “Lavadores y Limpiadores”.

Son pacientes que necesitan permanentemente estar limpiando el sitio donde se encuentran y su propio cuerpo. Todo nace del temor a contaminarse con algo.

Tipo “Verificadores”

Personas que se obsesionan con que todo debe estar bien, al detalle, listo para ser usado, trazan planes estratégicos y tienen un lugar, sitio y opción para todo. No aceptan nada que no este dentro del plan y la perfección.

Tipo “Repetidores”

Son pacientes que se dedican a realizar tareas de repetición. Se vuelven tan mecánicos en sus labores que para ellos no existe otra forma de hacer las cosas.

Tipo “Ordenadores”

Su vida se basa en el orden y la perfección de todo lo que les rodea físicamente. La decoración, la forma en que están dispuestas las cosas, deben ser perfectamente simétricas y combinadas según colores, tamaños o características similares.

Tipo “Acumuladores”

Su casa es una gran colección de cosas que solo tienen valor para ellos. No se desprenden de absolutamente nada, así ya no funcione o sirva. Cada vez quieren acumular más y más. Les da seguridad tener cosa materiales.

Tipo “Sexuales”

Permanentemente están siendo bombardeados por imágenes y pensamientos sexuales. Trastornos de este tipo, causa problemas en la intimidad con su pareja, pues se sienten insatisfechos en la gran mayoría de las veces.

Tipo “Obsesivos Puros”

En su mente siempre existen pensamientos negativos, siempre tienden al fracaso, a la perdida. Su forma de pensar los lleva a pensar en eventos fatales en todo momento, en su vida y en la de los demás.

Tipos de Tratamiento

Tratamiento para el Trastorno Obsesivo Compulsivo
Tratamiento para el Trastorno Obsesivo Compulsivo

Básicamente se han establecido dos tipos de tratamiento para el trastorno Obsesivo Compulsivo, el farmacéutico y la Terapia de Exposición y Respuesta.

Tratamiento Farmacéutico

Se ha comprobado que este tipo de tratamiento ayuda al mejoramiento de los síntomas. Pero el punto altamente negativo es que esta técnica no corrige el padecimiento. es decir, en el momento en que la persona deja de consumir el medicamento, los síntomas casi en todos los casos, vuelven a aparecer.

Habitualmente se usa un antidepresivo llamado Anafranil. También se utilizan inhibidores selectivos de serotonina, que según estudios, al logrado controlar hasta en un 80% la a aparición y repetición de eventos del trastorno. Los resultados positivos se pueden percibir dos semanas después de iniciar el tratamiento.

Terapia de Exposición y Prevención de Respuesta

Este tipo de terapia lo que busca, es poder romper con rutinas y repeticiones de ciertos tipos de comportamiento, de una forma consciente. De esa forma se trata de eliminar estados de alteración espontáneos del trastorno.

En algunas ocasiones, se pueden generar situaciones similares que disparan los síntomas de la persona, tales como miedos a algunas cosas o eventos. Se busca que al enfrentar la situación se pueda mostrar o llevar al paciente, de una forma controlada a encontrar una solución y baja de pensión negativa ante esa actividad.

el secreto de su efectividad es la perseverancia y disciplina den la terapia. Así, de esa forma se pueden lograr avances al cambiar algunos hábitos de vida.